Crónica: Aerosmith en Lima 2016

Aerosmith volvió a Lima por tercera ocasión y esta vez para despedirse de los escenarios. Los chicos malos de Boston dieron el mejor de sus conciertos en Lima en un show que brilló por la química entre Steven Tyler y Joe Perry. Los toxic twins se abrazaron, jugaron y casi se besan sobre el escenario del Estadio Nacional.

Lo cierto es que la banda disfrutó bastante de Lima. Steven Tyler y su pareja Aimee Ann Preston aprovecharon el día libre para ir a un conocido cine de San Isidro para ver “El Contador”, mientras que Brad Whitford paseó por el Centro de Lima. Si bien no tuvieron contacto con los fans, como sí lo hicieron en las ciudades anteriores de la gira, su cariño por el público local se lo guardaron para el show del martes.

El ambiente típico de un concierto de rock de estadio se vivía desde las afueras del Nacional. Cerca de 35 mil personas se hicieron presentes en el mismo lugar donde el sábado pasado Rubén Blades solo pudo congregar 20 mil personas en su también despedida de los escenarios. Lo cierto es que los precios de las entradas y la urgencia del último adiós ayudó a que toda la fanaticada se hiciera presente en la celebración.

Los encargados de iniciar la noche fueron los nacionales de Huelga de Hambre, quienes volvieron para esta ocasión especial en reemplazo de Bush, el acto de apertura inicialmente anunciado que tuvo que cancelar su participación por motivos internos de la banda. Jhovan Tomasevich, Diego Larrañaga, Hugo Vecco y José Gallo revivieron los temas de su disco de 1998, Máquina y Espíritu, ante un público con ansias de rock.

9.30 pm. Una voz anuncia que estamos por recibir a los chicos malos de Boston. El estadio está casi lleno y listo para el esperado momento que inicia con “Toys in the Attic”, el mismo que da nombre a su disco de 1975 y que sorprende porque no ha sido tocada hasta el momento en este Farewell Tour. Lo que sigue fueron éxitos tras éxitos: “Love in an Elevator”, “Cryin‘”, “Eat the Rich” y “Crazy”.

Se respira un verdadero ambiente festivo y el buen humor de la banda es contagioso. Steven Tyler pide al camarógrafo que enfoque un cartel entre el público que decía “You bad boys are wicked pissa!” y que les valió ser “el mejor cartel en lo que va de la gira”, según la misma banda declaró. Fueron tantas sus ganas por ofrecernos un show inolvidable que hasta incluyeron “I Don’t Want to Miss a Thing”, la balada de la película Armageddon que era una deuda pendiente con el Perú.

Los siguientes fueron temas a la altura del momento, tanto por su cover de The Beatles con “Come together” como por “Walk this way”, cuya reversión de 1986 por RUN D.M.C. es considerada un punto de quiebre en la historia de la música al ser el primer encuentro entre dos géneros enemigos hasta entonces: el rock y el hip hop. Con estos temas se retiran del escenario y así recuperar fuerzas para el gran final.

“Ole, ole, ole” empieza a cantar Steven Tyler desde su piano animando al estadio a rugir. Las encargadas de cerrar la noche fueron dos temas épicos de sus épocas setenteras: “Dream on” y “Sweet Emotion”. Con estas pudimos sentir el clásico sonido de rock & roll americano sonando en Lima, Perú por última vez.

El show de Aerosmith nos deja un sabor agridulce propio de todas las despedidas. Fue tanta la emoción y la sinceridad de esta última presentación que superó a sus dos conciertos anteriores del 2010 y 2011. Ahora solo queda esperar unas cuantas horas para ver a otra banda emblema del rock & roll americano: Guns N’ Roses. Los chicos malos de Boston y la banda más peligrosa del mundo harán de esta una semana un hito en la historia de conciertos en Lima.

1. Toys in the Attic
2. Love in an Elevator
3. Cryin’
4. Eat the Rich
5. Crazy
6. Last Child
7. Livin’ on the Edge
8. Rats in the Cellar
9. Walkin’ the Dog
10. Pink
11. Rag Doll
12. Stop Messin’ Around
13. I Don’t Want to Miss a Thing
14. Come Together
15. Walk This Way
Encore:
16. Dream On
17. Sweet Emotion

Crónica por Gerardo Silva. Fotos por Mireya M. Denegri.