Arian-1La década de los noventa estuvo dominada por el inmerso peso que trajo Nirvana y su canción “Smells Like Teen Spirit“. Sin embargo, los hermanos Cesar y Eduardo Leiva decidieron tomar un camino totalmente alejado de las guitarras y las camisas de franela. Ellos miraron hacia Europa, a países como Alemania y Bélgica, de donde sacaron un sonido agresivo y muy rítmico. De la mano de unos sintetizadores y la computadora, ellos crearon Arian 1 para convertirse en una de las bandas electrónicas que sentaron las bases del género en nuestro país.

Más info sobre el concierto de Front 242 en Lima dando clic aquí. 

Arian 1 es el máximo referente del EMB en el Perú. Por eso fueron elegidos para compartir escenario con Camouflage, And OneNitzer Ebb y ahora serán el acto de apertura del concierto que dará Front 242 este sábado 25 de abril en Lima. Así que aprovechamos para juntarnos con los hermanos Leiva y conversar sobre su regreso a los escenarios y su nuevo disco por salir este año.

Ustedes vivieron su adolescencia en el Perú de finales de los ochenta, cuéntenos sobre aquel entonces.

Cesar: nosotros empezamos a tocar desde muy jóvenes, tenemos 23 años haciendo música. Cuando empezamos las fiestas electrónicas eran muy oscuras, eran fiestas donde no era recomendable entrar al menos que quisieras salir golpeado (jajaja). Eran fiestas donde se hacía pogo y donde la gente soltaba toda su energía. Ahora las cosas han cambiado, la música electrónica es un gran movimiento pero cuando nosotros empezamos era algo muy cerrado, muy oscuro y muy underground.

Eran épocas en las que recién se comenzaban a usar sintetizadores para hacer electrónica, estaban bandas como T de Cobre y Ensamble. ¿Ustedes iban a ver a estas bandas?

Eduardo: sí, era un circuito chico. Cada concierto que salía nos enterábamos por los flyers, porque nos llamaban por teléfono a la casa y llegábamos en grupo. En San Miguel había un grupo, en Pueblo Libre otro y así nos pasábamos la voz.

C: esas bandas yo las iba a ver cuando me invitaban a fiestas, pero era algo muy pequeño. Eran en casas donde no había ni escenario y yo me paraba a ver como tocaban el sintetizador.

E: era una onda experimental.

C: sí, era bien experimental pero cuando nosotros llegamos a la escena, esto ya se había sofisticado un poco, ya se contrataban locales y equipos más grandes. Nosotros formamos parte de ese inicio de la escena pero ya cuando estaba más concreta o sofisticada.

001---Arian-1

Hablando sobre la época en el que aparece Arian 1, era el año 1992 y se acababa de capturar a Abimael Guzmán. En este contexto salen ustedes con una estética muy radical, siguiendo a bandas como Front 242, con esa imagen muy política que hasta simulaban ser una milicia. ¿Cómo fue hacer una música así de agresiva en este contexto del país?

C: a nosotros nos invitaban a eventos donde sentíamos que no encajábamos, la música que se hacía era muy ligera para nuestro gusto. Al darnos cuenta que nuestras ideas eran más alternativas, tuvimos que presentarnos con una imagen acorde a esas ideas. La estética de la banda tenía mucha relación con nuestra ideología. Yo creo que lo que la gente veía en nosotros se reflejaba en la ideología musical de la banda.

Yendo a lo técnico, ¿cuáles eran los equipos con los que ustedes trabajaban en sus inicios?

E: cuando comenzamos la música electrónica era muy difícil de hacer. Hacíamos música electrónica con secuenciadores externos que se manejaban con disckettes y se conectaban a través de interfaces midi a los sintetizadores. Era algo muy complicado de hacer. La primera vez que usamos un computador fue con un programa que secuenciaba basado en el sistema operativo DOS. Me acuerdo que llegamos a un concierto en San Miguel con el computador y la gente no entendía qué hacíamos con un computador ahí. Efectivamente, nosotros hacíamos música con una computadora cuando aún era demasiado raro. Hoy es común y la gente produce música con su laptop, pero cuando nosotros empezamos era algo muy raro.

C: había mucha técnica involucrada ahí. A veces el sonido no salía bien, que había mucha distorsión, que las tarjetas de sonido… Entonces se trabajaba mucho en conseguir el hardware necesario para que tu sonido sea lo más decente posible. Y a la hora de tocar en vivo era otro panorama, porque podías sonar muy bien en tu estudio, pero cuando tenías que tocar en vivo se volvía una pesadilla porque todo salía por una línea. Pero para el año 93 o 94 ya trabajábamos con multitracks, entonces cada instrumento salía por una línea.

¿Esto también influyó en que no llegaran a editar ningún material en aquellas épocas?

C: a nosotros nos grababan cuando tocábamos en vivo, luego eso se pasaba a cassettes y terminaban en el Centro de Lima a través de una red que nunca conocimos pero la música llegaba a nuestros seguidores. La primera vez que nos quisieron grabar en un estudio fue una odisea porque tuvimos que hacer un montón de artificios técnicos para que el sonido fuera lo que queríamos. No había la tecnología que hay ahora que puedes hacer una producción decente con una laptop de 500 dólares.

A finales de los 90 en Lima aparecen los raves y el trance se pone muy de moda. ¿Qué pasó con ustedes en esta época que se separan?

C: Eduardo siempre ha estado en actividad, incluso pudo hacer una gira por Europa. Yo estuve apoyándolo en el estudio y en el sonido en vivo pero no en el escenario. Básicamente porque tuve otros proyectos que seguía en simultáneo. Recién en este año que nos juntamos como fundadores y empezar a hacer música juntos como en los noventas. Con esto llega la decisión de sacar un nuevo álbum y también la invitación de Zafiro Internacional para ser músicos invitados de Front 242.

Del 2007 al 2011 volvieron a trabajar, editaron tres discos y tuvieron una gira por Europa donde hubo un momento pico en su historia cuando tocaron en el Wave Gothic Treffen.

C: eso fue algo grandioso porque muy pocas bandas tienen la oportunidad de tocar en ese festival, que es el más grande de música semi electro del mundo y se da en la ciudad de Leipzig en Alemania. Cuando recibimos la invitación empezamos a hacer la planificación para llegar a tiempo. Tuvimos mucho éxito en el festival y ya que estábamos ahí iniciamos el booking para tocar en diversos países como España, Suiza, Holanda. En ese instante fue el pico de la vuelta a escena, ahí se internacionalizó la banda.

002---Arian-1Para este 2015 tienen planeado sacar un nuevo álbum.

C: hace no mucho nos juntamos en el estudio y yo llevé cerca de 80 tracks, tantos que no nos dio tiempo de escucharlos (jajaja). Es cierto que por temas laborales no nos hemos dedicado exclusivamente a esto, pero es ahora cuando las condiciones se han dado para que sí nos aboquemos al tema de la música. Tenemos muchas ganas de volver a hacer música al ritmo de cuando recién comenzamos y tantas ideas no podían terminar en otra cosa que un nuevo álbum. El 25 de abril vamos a abrir la presentación con un track nuevo.

Sobre su show en vivo, ¿qué es lo que vamos a ver en su presentación abriendo a Front 242? ¿Cómo están usando las nuevas tecnologías?

C: la tecnología ha avanzado mucho y vamos a usar las herramientas actuales. Los hardwares de ahora suenan mucho mejor que los hardwares de los noventa. Vamos a tocar las canciones antiguas pero editadas con las tecnologías de hoy y ahí estaremos Eduardo y yo bajo la modalidad multitrack, que es la técnica que más trabajamos en sincronización con el sonidista.

Compartir 226