Branford Marsalis se presentará por primera vez en Lima el próximo martes 27 de noviembre en el Auditorio Santa Úrsula. El virtuoso saxofonista y hermano mayor de la reconocida familia de músicos Marsalis, llegará con su cuarteto para ofrecernos un show de jazz y música clásica.

Desde que formó su cuarteto en 1986, Branford Marsalis ha sido reconocido como uno de los instrumentistas más destacados del jazz estadounidense y lleva entre sus galardones 3 premios Grammy. Además de colaborar con leyendas como Miles Davis, Dizzy Gillespie, Herbie Hancock y Sonny Rollins, Branford se ha presentado con las principales orquestas sinfónicas, incluyendo las de Chicago, Detroit, Dusseldorf y Carolina del Norte, así como la Filarmónica de Nueva York.

Las entradas para la presentación de Branford Marsalis en Lima siguen a la venta en Teleticket y puedes ver todos los precios disponibles en las distintas localidades desde nuestra Agenda CP. Ahora los dejamos con la entrevista que tuvimos con el prestigioso jazzista.

¿Cómo crees que el jazz ha evolucionado desde que comenzaste tu carrera?

Realmente no lo ha hecho. Los músicos conocen cada vez menos sobre orígenes del sonido de la música. Es una realidad natural de los humanos; pero aún así desafortunadamente.

¿Cuál es el estado actual del jazz? ¿Crees que sigue siendo “atractivo” para las audiencias más jóvenes?

Si los músicos tocaran como lo hicieron las generaciones anteriores, el público lo apreciaría más. !Ay!, esa no es la realidad. Los músicos son mejores que nunca, pero la maestría musical es igual de peor que nunca.

¿Qué satisfacción encuentras al tener tu propio sello discográfico de jazz? ¿Qué has experimentado desde que abriste Marsalis Music?

Nunca fue algo que busqué hacer. Las grandes compañías discográficas se estaban alejando, así que fue una reacción a esa realidad. Es un negocio difícil, pero no me arrepiento de la decisión.

¿Recuerdas una o más colaboraciones memorables por las que siempre estás agradecido?

Estoy agradecido por todas mis experiencias musicales, incluso las que no salieron bien. Aprendes más del fracaso que del éxito. La mayoría de ellas no eran colaboraciones; me contrataron para hacer un trabajo, no para cambiar lo que estábamos haciendo. Sting fue genial, al igual que el proyecto con Kurt Elling.

¿Qué crees que es el nombre Marsalis ofrece al mundo del jazz? ¿Qué crees que ha ofrecido la familia al género?

El jazz nos ha ofrecido una oportunidad. No le hemos traído nada. Todo lo que puedes hacer es robar los sonidos de aquellos que son mejores que tú y tratar de mejorar. Si tienes éxito, los músicos más jóvenes te robarán. El nombre de mi familia no ha hecho nada por el jazz. Es una gran herramienta de marketing para oyentes ocasionales o de estación. Pero ninguno de los 15 nietos va a tocar música profesionalmente, así que termina con nosotros. En Nueva Orleans, hay músicos como Paulins, Andrews, Barbarins, donde los músicos actuales son la quinta generación de músicos. Nueva Orleans continuará produciendo grandes músicos, incluso si la familia Marsalis no lo hace.

¿Alguna vez has pensado, según tu experiencia, que existe una fórmula en la que una canción o un álbum sean un éxito?

Éxito comercial, por supuesto. El éxito musical, a veces. La fórmula, independientemente del género, es una gran melodía y un gran ritmo. Si puedes reproducir dos canciones así en un conjunto instrumental, el público es mucho más tolerante con tu música en general.

¿Has explorado instrumentos étnicos, como los que puedes encontrar en Perú o Sudamérica, como la quena, el cajón u otros?

No los he explorado, pero he aprendido sobre ellos. Espero aprender sobre los instrumentos tradicionales peruanos. Espero que tengamos tiempo para hacerlo.

95 Compartir