Espíritu del Metal: La Conformación de la Escena Metalera Peruana (1981-1992) es el primer libro sobre esta cultura musical en el Perú. Desde las bandas de hard rock, pasando por el heavy metal hasta el metal extremo, sus autores José Ignacio López Ramírez Gastón y Giuseppe Risica Carella elaborado un texto tanto para expertos en el tema como para quien quiera iniciarse en este género.

Si bien ya existían bandas de rock pesado desde inicios de los 70, como es el caso de Tarkus y Pax, los autores coinciden en que es Up Lapsus la banda que sirvió de transición entre este estilo y lo que luego se conocería como NWOBHM de bandas como Iron Maiden. Sin embargo, advierten que aquel sonido del heavy metal llegó al Perú influyendo en todas las esferas del rock nacional, incluso entre las bandas del rock comercial de los 80.

“Ese sonido AC/DC invade todas las bandas de principios de los 80 en Perú, hasta a Arena Hash, S.O.S. o Danai y pateandolatas. Todos tocaban ese tipo de guitarras metaleras porque eso había llegado entre el 78 y 83 que empieza el NWOBHM, ese sonido había llegado pero al mercado popular” dice José Ignacio López.

Ya sería con bandas como Oxido, Orgus o Almas Inmortales que se empieza a hablar sobre metal peruano propiamente dicho. Pero a pesar de las ambiciones de estas bandas a sonar como lo hacía Iron Maiden o Judas Priest, su medio precario y underground les impidió grabar un material que esté a la altura de sus propias expectativas.

Las bandas de metal peruano durante los 80 se vieron en la dificultad de trascender al mainstream. Sin embargo, con la llegada del metal extremo a inicios de los 90 cambiaría radicalmente el panorama de muchas bandas que captaron el interés de la escena underground europea.

Este es el caso de bandas como Vulcano de Brasil, Masacre de Colombia y Hadez de Perú, quienes llamaron el interés de Euronymous, conocido por ser el guitarrista de Mayhem y tener uno de los sellos más icónicos en el black metal, quien quiso editar a estas bandas de Latinoamérica a través de su discográfica Deathlike Silence.

Euronymus estaba sorprendido con el sonido de Hadez y los quería en su sello (…) Un amigo que tenía un home studio hasta el perno, le habían escrito bandas de Noruega que querían venir a Perú a grabar porque no podían hacer en Noruega el sonido que teníamos acá. Querían ese sonido sucio, verdadero, lo-fi” dice Giuseppe Risica.

De ahí que bandas como Hadez, Mortem y Anal Vomit continúen cosechando con éxito a nivel internacional, siendo editados en el extrajero y con varias giras por distintas partes del mundo.

Acá les dejamos la entrevista completa con los autores de Espíritu del Metal: La Conformación de la Escena Metalera Peruana (1981-1992).