Mala Rodríguez acaba de lanzar su sexto y más reciente álbum de estudio titulado MALA (2020). Se trata de un disco cargado de influencias trap, dancehall, reggaetón, dembow y más ritmos por los que la ícono del rap español transita desde sus raíces flamencas, personalidad indomable y letras poderosas.

La primera y única mujer en ganar el Latin GRAMMY en las categorías de «Mejor Disco Urbano» y «Mejor Canción Urbana» se atrevió a publicar su nuevo disco en medio de la pandemia mundial. Le tomó siete años desde su última entrega Bruja (2013) y para este nuevo álbum invitó a colaborar a Lola Indigo, Cecilio G, Guaynaa y el jamaiquino Stylo G para lograr un disco provocador desde su portada.

Hablamos con María Rodríguez Garrido, mejor conocida en el mundo de la música como Mala Rodríguez, en una entrevista a través de Zoom para adaptarnos a estos tiempos de coronavirus.

¿Cómo ha sido la experiencia de lanzar un disco en medio de una pandemia?

Está siendo muy divertida. Estoy aquí haciendo mucha prensa desde casa y más que nunca, creo. Tengo muchísimas entrevistas y se hace muy fluido y rápido y diferente. Los conciertos vendrán pero ahora de momento al menos la gente ya está escuchando las canciones.

En la canción Like dices “desde Tokio hasta Lima”. ¿De dónde surgió esa frase?

A lo mejor es que me lo he pasado muy bien allí y por eso se me vino a la cabeza. Tengo buenos recuerdos.

Tu último concierto en Perú fue en un festival importante donde compartiste escenario con Iggy Pop y Andrés Calamaro. ¿Qué otros recuerdos tienes del Perú?

Pasé por Barranco, fui al paseo de los enamorados, comí muy rico por muchos restaurantes de la ciudad, recuerdo varias actuaciones en distintos locales y el público muy loco. O sea, la gente está loquísima, me cae muy bien. Los peruanos están súper locos, lo tengo claro desde el día uno que visité por primera vez Lima. Dije “¿esto qué es?”. La gente tiene muchas ganas de sacar lo que tienen dentro.

Tu nuevo disco tiene bastante de trap pero lo que está más presente es el lado más reggaetón, dembow y dancehall. ¿Por qué este lado de la música ha tenido más protagonismo en tu disco?

A mí siempre que me pierdo, me oriento y creo que la raíz de todo lo que está bien está en Jamaica. Ahí está la cuna de todo lo que es la música electrónica, de los primeros MCs. Toda la escena de Jamaica es la fuente total. A medida que avanzo en mi música, tiendo cada vez más a ir a la fuente. También es de las músicas que más me gusta escuchar, disfrutar y quizás ahora me siento más disfrutona, me gusta más bailar, estoy más relajada, con más ganas de esa honda. He hecho muchas canciones y muchos discos y he querido explorar a medida que he ido avanzando en mi carrera y eso nunca ha dejado de estar presente en mi música pero sí siento que este álbum está más cargado que nunca. Es verdad.

Ese es el lado de la música afrocaribeña en inglés. ¿Qué hay del lado afrocaribeño en español como el reggaetón?

A ver, quien no conoce a El General, no puede hablar de reggaetón. Yo creo que cualquier persona que entiende que todo esto viene de ahí, pues entiende un montón de cosas que están pasando. El General es la primera persona que empezó a hacer en español los ritmos de Jamaica. Panamá es el lugar donde todo esto arrancó y a mí me parece súper fluido y natural que contemos en nuestro idioma las cosas y las hagamos nuestras. Por ejemplo, con Stylo G, él está hablando en patuá y yo con mi acento y estamos hablando de una canción de enamorarse, de conectar con alguien con ese dembow. Es algo universal, es un ritmo que une. Da igual en qué idioma lo cantes, eso te mueve por dentro.

Hoy se dice que el género urbano es una categoría cargada de mucho racismo y discriminación. Ahora se habla de llamarle música negra o música latina. ¿Qué opinas de llamar a esta música como género urbano? ¿Te idénticas con esta categoría?

Me da igual como quieran llamarlo. Me parece bien hablar que esto tiene que ver con la cultura negra porque es hora de darle crédito a quien lo tiene. Me parece justo y me parece bien porque es de donde viene. Parece que la gente no entiende que todo viene de la cultura negra. Con todo esto que está pasando con el Black Lives Matter, entiendo que la gente esté diciendo “oye, un momento, vamos a revisar históricamente todo esto, cómo se ha ido emblanqueciendo todo”. Me parece bonito porque de alguna manera es para que se pierdan los complejos. Es complicado esto pero me encanta que hayas hecho esa pregunta. Hay que darle el crédito a quien lo tiene y desde luego, sin la gente negra, la música sería un aburrimiento porque son ellos los que han iniciado todos los estilos. Los negros han inventado todos los géneros musicales y los han revolucionado. Parece como si estuviera mal por un tiempo reconocer eso.

No sabía que hubiera un debate con esto, no tenía idea. Yo lo que estaba viendo es que están tirando las estatuas de Churchill y de toda esta gente que era racista. Si hay que decirlo, se dice. Igual que en muchas películas que he visto y he dicho “pero si son súper machistas esta gente, ¿cómo es que esto es un peliculón, una obra de súper arte si se comportan fatal y están teniendo un comportamiento súper machista y racista”. Es bueno que las nuevas generaciones no acepten eso, porque no se debe aceptar. Estamos cambiando y me encanta que las nuevas generaciones digan “esto no lo queremos y esto está mal y esto hay que cambiarle de nombre”. Me gustan los cambios, me parecen buenos, me parecen justos.

Hablemos de tus origines en el rap, un género con más de 40 años que ha tomado muchas vertientes como el gangsta rap, el rap de crítica social o incluso el que es de fiesta. ¿Tú cómo defines el hip hop o cómo entiendes este género?

Para mí siempre fue una inspiración. Cuando era pequeña veía a los breakers y quería bailar, me encantaba como bailaban. Me gustaba el graffiti, la gente que rapeaba. Yo entendí esto como una manifestación artista y una puerta para poder expresarme. Igual lo podría haber hecho con otro género. Dicen “¿ay y tú por qué no cantaste flamenco si te gustaba cantar y te gusta y en tu barrio podías haberlo hecho?”. Digo ya pero es que yo veía que las letras del flamenco eran las que eran, se cantan siempre las mismas letras y hablan de una realidad que a mí no me toca.

Lo que a mí me fascinaba del hip hop es que yo podía contar mi propia realidad, compartir lo que yo vivía, pensaba y sentía. Y con total libertad y crear mi propio estilo y competir con otros en plan “yo soy así, ¿tú cómo eres?”. Era una guerra de estilos con el graffiti, break dance, con todo era una guerra de estilos, una guerra buena, una competición sana. Creo que es una gran familia la familia del hip hop. Un movimiento que empezaron los negros y los latinos en Nueva York y ha llegado tan lejos porque a la gente le llega al corazón y les das una puerta para poder expresarte.

Como tú dices, al principio era hablar de fiesta. Primero estaba Afrika Bambaataa pero no te puedes quedar ahí. Cuando llegó Public Enemy fue toda una revolución, luego llegó el otro y también fue otra. No puede quedarse estancado. Esto tiene que seguir evolucionando, por eso me gusta que sigan habiendo gente que aparece con un nuevo toque, una nueva manera de hacerlo, que se siga retorciendo porque eso es lo que es. No está muerto, esto es libre y está completamente abierto a todo. Eso es lo grande de este movimiento.

Estás en el cartel de Primavera Sound 2021 junto a Young Thug, Tyler, the Creator, Bad Bunny, The Strokes, Tame Impala, Gorillaz… ¿Cómo va a ser para ti participar en este festival tan importante? ¿Eres fan de alguno de estos artistas?

Me mucho gusta The Strokes, también Gorillaz me encanta y también Bad Bunny. Creo que siempre hacen un cartelazo y formar parte del cartel ahora que salió el álbum pues me hace sentir muy feliz porque de verdad que significa mucho para mí llegarle al público. Es tan importante cuando haces un trabajo que luego la gente lo viva en directo, creo que va a ser maravilloso.

La primera vez que te entrevistamos en Perú te preguntamos por tres discos de cabecera y nombraste Illmatic de Nas, The Miseducation de Lauryn Hill y The Fix de Scarface. ¿Qué opinas de esas respuestas? ¿Agregarías alguno disco a esta lista de cabecera?

Podríamos añadir más, claro que sí. Es que solo me dijiste tres pero hay muchos artistas que son importantes para mí. Por ejemplo, My Xperience de Bounty Killer, tengo todos sus discos, soy la fan número uno de él. The Fix creo que es álbum favorito de rap, me encanta, es mi rapero favorito. También podríamos decir un álbum de Missy Elliott, Da Real World.

También te preguntamos por un concierto que te gustó y mencionaste a James Blake cuando lo viste en Barcelona en el 2013. Ahora que estamos extrañando los conciertos, ¿puedes mencionar otro concierto que te gustó?

Es que me estás poniendo los dientes largos. Me gustaría ver a Tyler, the Creator. Creo que Tyler, the Creator en directo es bestial y con esa voz, es de los mejores que he visto. Lo he visto varias veces y siempre es tremendo el chico este. Me gusta mucho cuando la gente rapea con mucha rabia, cuando de verdad tiene ahí como una cosa ahí gorda. Me encanta, más que Beyoncé, ¿sabes? Me flipa el rollo salvaje.

¿Por qué elegiste a Cecilio G para colaborar en tu nuevo disco? ¿Qué significa que lo hayas elegido a él entre toda la camada de la nueva generación del rap español?

Pues porque creo que Cecilio fue el primero que empezó a hacer cosas locas aquí en España. En el 2014 o 2015 estaba ya haciendo cosas increíbles. Me parece que es uno de los precursores de toda la nueva ola, no solo en España sino en Latinoamérica igual. Creo que es una persona que ha iniciado algo y le veo que va a su bola, me encanta los artistas que tienen su propio universo, que no se están fijando en lo que hacen otros sino que está investigando, tiene su propio proceso y no sé, Cecilio G es lo más.

En cuanto al flamenco, ¿cuál sería una buena introducción a este género?

Cuando se habla de flamenco ahora tanto en estos días porque salió el proyecto Rosalía y ha hecho más eco porque ha cogido algunas cosas de la cultura andaluza y está cantando un poco de cantes de allí. Del flamenco yo te diría que profundizara y que entiendan que el flamenco viene del dolor, del dolor y de la alegría que también viene de ahí. Son cantes del alma y hay muchos estilos, muchos tipos de palos, de formas, de decir esos versos. Dependiendo de la zona, pues aquí hay verdiales, alegrías, taranta, seguidillas… Hay un universo precioso y maravilloso.

Yo, como soy gaditana, te voy a recomendar una arista de Jerez que canta, no porque haya estudiado en la escuela, sino porque tiene una familia que lleva cantando generación tras generación y ella mantiene viva esta herencia y se llama María Terremoto. Ella tiene en su voz un montón de fuerza y de matices que sería hermoso que la gente conociera. También otra muchacha de allí que se llama Lela Soto. Me gusta que me preguntes estas cosas porque es muy bonito, es una cultura hermosa y la verdad es que todo el mundo que tenga la oportunidad, cuando se pueda, que se venga a visitar Andalucía porque es de los lugares más bellos del mundo, la gente es de lo más bonita, cariñosa, abierta y nunca te vas a aburrir. Vas a hacer amigos de momento y la gente es lo más. Es un lugar precioso.

¿Qué mensaje te gustaría dejarle a tu público peruano?

Decirles a todos mis amigos en Perú que les quiero mucho, que les doy las gracias por tantos años apoyando, por su calor, su cariño y que espero volver pronto y pasarla súper bien. Siempre voy a recordar los shows que di allí, sobre todo uno muy chiquito en un lugar que se llamaba El Dragón de Barranco. Me encantó, bailamos y fue una locura. Creo que la gente es lo que hace que las cosas cambien y allí hay muy buena energía y espero que estén todos bien y nos veamos pronto.