El reconocido músico Miki González se convierte en MIKONGO, alter-ego con el que regresa a la música electrónica, pero esta vez mezclando beats con música afroperuana. «Koro Kemboro», una colaboración con Dengue Dengue Dengue, ya se encuentra disponible en plataformas digitales.

El resultado es un nuevo álbum en donde uno de los grandes de la música fusión en el Perú se reencuentra con una de sus grandes pasiones: la música afroperuana, que el camaleónico Miki González viene investigando desde los años 70.

MIKONGO (2020), el más reciente álbum de Miki González, está compuesto por tracks con ritmos afroperuanos y beats electrónicos, siendo uno de los primeros en incursionar en esta fusión que ha sido referente para innumerables artistas que cultivan este género.

Incluye participaciones de Don Amador Ballumbrosio (su recordado compadre), Rafael Santa Cruz, Chocolate Algendones, Caitro Soto, todos ellos artistas afroperuanos que nos dejaron. Ellos compartieron colaboraciones musicales con Miki y además una profunda amistad.

Hay colaboraciones con maestros que todavía nos acompañan, como es el caso de Marco Campos, hijo del recordado Ronaldo Campos, creador y director de Perú Negro; y, desde Nueva York, Bakithi Kumalo, bajista sudafricano conocido por su trabajo con Paul Simon.

Asimismo, se sumaron músicos de El Carmen y del Huayabo, en Chincha, y desde Berlín el dúo electrónico de peruanos enmascarados Dengue Dengue Dengue. Y es precisamente en colaboración con este dúo que llega “Koro Kemboro”, un festejo en clave afrobeat.

Miki González es uno de los músicos más relevantes e influyentes de las últimas décadas en el Perú. Desde sus primeros discos ha buscado amalgamar diversas tradiciones de la música folclórica con nuevos géneros como el rock, el reggae, el ska o la música electrónica. Sus canciones siempre han sido un catalizador para señalar injusticias, abusos y desigualdades, y temas como “Dímelo, dímelo”, “¿Dónde están?”, “Akundún” o “Chicles, cigarrillos, caramelos” son clásicos de la música peruana.