Las grandes estrellas del momento están girando por la región para tocar en los festivales más importantes, desde el Lollapalooza Chile y Argentina hasta el Estéreo Picnic de Colombia. Nuestro Perú, en cambio, aún no está preparado para un evento de tal magnitud. Pero un primer intento se ha dado gracias a la serie de conciertos Colors Night Lights – Summer 2014. Y así como es usual en los grandes festivales del mundo, el Colors tuvo su show satélite, su side show.

Estamos hablando del show “secreto” de Placebo en Lima, quienes aprovecharon su llegada a la ciudad para el Main Event junto a Pixies y Julian Casablancas y separaron una fecha exclusiva para fanáticos en una discoteca para menos de mil personas. Sin duda una oportunidad de lujo para fortalecer los lazos que los unen con sus seguidores peruanos.

Placebo-Lima2A-300Eso se notó apenas pudimos entrar a Barranco Bar. A las 8 pm ya había harta gente y la ansiedad se podía respirar. Todos apretados frente al escenario para estar lo más cerca de sus ídolos. Sobre la tarima teníamos el esplendor de los equipos que anunciaban la potencia que estábamos por recibir. De hecho era el backline más achorado que esa discoteca haya tenido sobre su tarima: gabinetes gigantes, los cabezales a tubos escondidos atrás y más de 20 guitarras de lujo listas para ser tocadas.

9.10 pm. Se apagan las luces y sale la banda. Los gritos de la multitud evidenciaron la emoción del momento. Como era de esperarse, Placebo nos ofreció un show basado en su música. Nada de saluditos solemnes ni populismos baratos para ganarse al público. De hecho solo se dirigieron a los asistentes al inicio cuando Molko dijo “Muchas gracias. Mi nombre es Brian. Somos el grupo de rock Placebo” y al final del show con Stefan despidiéndose con “Muchas gracias. Hasta mañana”, ambos con acento español.

Placebo-Lima9A-544

Eran seis músicos sobre el escenario, Molko, Olsdal y Forrest junto a sus músicos de apoyo Bill Lloyd, Fiona Brice y Nick Gavrilovic. Entre ellos orquestaban la banda que por momento sonaba con tres guitarras a la vez, otras con más presencia de sintes y otras dejando resaltar el formato de power trió. Todo en torno a las tres luminarias que brillaron en la oscuridad del local.

Lo más intenso de la noche llegó con el final. “Meds“, “Song To Say Goodbye“, “Special K” y “The Bitter End” exaltaron las emociones de los presentes hasta lo más sublime de sus corazones y con esa intensidad se fueron del escenario. La calma volvió con “Teenage Angst” y”Running Up That Hill” pero la entrega de las últimas energía, de la banda y del público, fue con “Post Blue” y “Infra-red“. El setlist fue más extenso que el que nos dieron en su concierto del 2010, esta vez tocaron hasta las 10.50 pm, más de hora y media.

Placebo-Lima12A-544

Mérito para la gente que lo dejó todo ayer en nombre de Placebo, los que armaron el hueco en “Infra-red y que cantaron como si no hubiese mañana. Ahora queda esperar el set que nos tienen preparado para esta noche, porque nos dejaron con las ganas de varios temas. Además, ayer vimos a Placebo sonando con el sistema de sonido y luces de Barranco Bar, lo que quiere decir que aún no hemos sentido toda la potencia que tienen para dar. Pero lo que no se tuvo ayer en potencia se compensó con la intimidad del show.

Lo que sí está claro es que Placebo y sus fans ahora comparten una complicidad y un amor que se verá reflejada en su presentación de esta noche, donde cerrarán el Main Event del Colors Night Light. A ver qué banda tiene los fans más intensos.

Placebo-Lima1A-544

Sin más que decir, los dejamos con el setlist y también les recomendamos leer la crónica del primer concierto que nos dio Placebo en Lima allá en el 2010.

Fotos por Alejandra Morote Peralta

Setlist